Cualquier conductor, aunque sea un proceso agotador y largo, puede evitar el pago de una infracción de tráfico. Sin embargo, la posibilidad de impugnar una multa depende del tipo de infracción y de actuar correctamente dentro del plazo establecido. Por lo tanto, es recomendable iniciar el proceso de impugnación desde el principio. Es importante asegurarse de que la notificación cumpla con todos los requisitos obligatorios y buscar posibles defectos formales que puedan invalidarla, como errores en la forma en que se indica el fin de la vía administrativa, los recursos disponibles y el organismo al que se debe presentar el caso, así como el plazo para hacerlo.

Consejos para evitar el pago de una multa

Las regulaciones de tráfico establecen una serie de requisitos que deben cumplir las notificaciones de multas. Es fundamental que la notificación incluya un plazo de al menos diez días a partir de la fecha en que se dicta la infracción y que la resolución esté redactada de manera impecable y completa. Aunque la notificación cumpla con todos estos requisitos, existen detalles que, dependiendo del caso, pueden brindar la oportunidad de evitar el pago de la multa. A continuación, mencionaremos algunas debilidades en el sistema que puedes utilizar con ese fin.

Radares y cámaras poco confiables

En el ámbito de la seguridad vial, existen diferentes tipos de radares que, al detectar un vehículo en exceso de velocidad, activan instantáneamente una cámara. Sin embargo, estos radares pueden presentar fallas y proporcionar datos incorrectos que resulten en multas injustas. Si te encuentras en esta situación, es recomendable identificar el tipo de radar que detectó tu vehículo y construir un argumento sólido. Algunos tipos de radares incluyen:

Radares fijos: Ubicados en cabinas, carteles, postes o arquetas al margen de la carretera, estos radares suelen tener un margen de error en función de la velocidad permitida. Si puedes demostrar que la velocidad detectada está por debajo de los límites establecidos, puedes alegar que el radar está dañado o mal calibrado.

Radares móviles: Al igual que los radares fijos, tienen un margen de error en función de la velocidad permitida. Si puedes demostrar que estás dentro de ese margen, podrás impugnar la multa.

Radares de tramo: Estos radares se encuentran en dos puntos a lo largo de una carretera y controlan un tramo específico. También tienen un margen de error en función de la velocidad permitida.

Fotos no válidas

Los radares suelen captar imágenes de los vehículos que exceden los límites de velocidad. Sin embargo, es obligatorio que se tomen al menos dos fotos consecutivas para garantizar la veracidad de la información. Si puedes demostrar que no se tomaron las fotos requeridas o que la calidad de la imagen no permite una fácil identificación del vehículo o del conductor, puedes argumentar que la prueba es inválida y debe descartarse.

Datos incorrectos

Según la normativa, las denuncias de tráfico deben incluir ciertos datos obligatorios, como la matrícula y el modelo del vehículo. Si la denuncia no especifica correctamente estos datos o si no coinciden con la fotografía adjunta, puedes argumentar que existe un defecto procesal y solicitar su anulación.

Incumplimiento de plazos

La ley establece diferentes plazos para notificar al infractor en caso de una infracción de tráfico. Si la administración no cumple con estos plazos, puedes alegar que la multa ha prescrito y no estás obligado a pagar.

Caducidad de la multa

Al igual que cualquier falta o delito, las multas tienen un período de caducidad y pueden prescribir. Si la administración notifica la multa después de que haya transcurrido el tiempo establecido, ya no pueden imponerte una sanción y puedes impugnarla.

¿Estás pensando en cambiar de coche? Si aún no conoces todas las opciones disponibles en TodoRenting, te invitamos a visitar nuestro sitio web. Somos una empresa de alquiler de coches a medio y largo plazo que ofrece servicios de renting para particulares, empresas y autónomos. Contratar un vehículo con nosotros significa que no tendrás que pagar ninguna entrada, y una vez que realices el primer pago mensual, podrás comenzar a conducir tu nuevo coche. Si necesitas más información, no dudes en contactarnos.

Post relacionados

¿Qué significan las siglas de los coches eléctricos? Te ayudamos a diferenciar entre MHEV, HEV, PHEV, EV y FCEV
La nomenclatura relacionada con el entorno eléctrico esta basada en […] Leer más
LA EMPRESA DE RENTING MAS ECONOMICA
LA EMPRESA DE RENTING MAS ECONOMICA Leer más
NUEVA NORMATIVA DE GASES EN GRANADA
Granada es una de las ciudades españolas que tendrá que […] Leer más