En este artículo vamos a explicar cómo es la ZBE de Alicante, una ciudad que tendrá que adaptarse a esta normativa y que ya ha iniciado los pasos para su implantación. Veremos qué zonas abarca, qué vehículos pueden entrar y circular por ellas, qué horarios y excepciones hay y qué multas se pueden imponer en caso de incumplimiento.

La contaminación atmosférica es uno de los principales problemas ambientales y de salud pública que afectan a las ciudades. El tráfico rodado es una de las fuentes más importantes de emisión de gases contaminantes y de efecto invernadero, que contribuyen al cambio climático y al deterioro de la calidad del aire. Para hacer frente a esta situación, la Ley de Cambio Climático y Transición Energética establece la obligación de crear zonas de bajas emisiones (ZBE) en los municipios españoles de más de 50.000 habitantes o que superen determinados niveles de polución antes del 1 de enero de 2023.

La ZBE de Alicante es un área urbana donde se limita el acceso y la circulación de los vehículos más contaminantes con el fin de mejorar la calidad del aire y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. La ZBE se basa en el distintivo ambiental que clasifica a los vehículos según su potencial contaminante, que otorga la Dirección General de Tráfico (DGT). Los distintivos son cuatro: Cero Emisiones, Eco, C y B. Los vehículos sin distintivo son los más antiguos y contaminantes.

La ZBE de Alicante abarca dos zonas delimitadas dentro del casco urbano: el centro y el anillo interior. La zona centro comprende el área delimitada por las calles Alfonso X el Sabio, Rambla Méndez Núñez, Explanada, Paseo Marítimo y Avenida Loring. La zona anillo interior comprende el área delimitada por las calles Gran Vía, Avenida Aguilera, Avenida Oscar Esplá y Avenida Denia. Estas zonas se han elegido en función de la densidad poblacional, la intensidad de la actividad comercial y peatonal, la conveniencia de reducir el ruido, la alta capacidad en los itinerarios o la escasez de áreas verdes en la cercanía. Dentro de estas zonas, solo podrán acceder y circular los vehículos que tengan etiqueta ambiental. Los vehículos sin etiqueta quedarán excluidos salvo que cuenten con una autorización especial o que pertenezcan a alguno de los colectivos exentos. Entre estos colectivos se encuentran las motocicletas y ciclomotores, los vehículos de mercancías, las ambulancias, los servicios funerarios, los coches municipales, los taxis y VTC, las grúas, los vehículos vinculados a empresas ubicadas en la ZBE, los vehículos que transporten o recojan a personas con movilidad reducida, los vehículos con matrícula extranjera o los vehículos históricos.

Las restricciones se aplicarán todos los días del año, las 24 horas del día. No obstante, habrá un periodo transitorio para facilitar la adaptación de los conductores y las empresas. Según el calendario previsto por el Ayuntamiento de Alicante, la ZBE entrará en vigor el 1 de enero de 2023, pero hasta el 31 de diciembre de 2024 solo se aplicará en episodios de alta contaminación. A partir del 1 de enero de 2025 se aplicará permanentemente.

La ZBE estará señalizada con carteles verticales que indicarán el perímetro y las etiquetas ambientales admitidas. Además, habrá cámaras que controlarán el acceso y la circulación mediante la lectura automática de matrículas. Los datos captados por las cámaras se contrastarán con el registro oficial de vehículos para comprobar si cumplen o no con las condiciones establecidas. En caso contrario, se podrá imponer una multa que puede variar según la gravedad de la infracción.

La implantación de la ZBE en Alicante responde al compromiso del Ayuntamiento con la lucha contra el cambio climático y la mejora de la salud pública. Según el Consistorio, esta medida permitirá reducir un 40% las emisiones contaminantes en las zonas afectadas y un 15% en todo el municipio. Además, se espera que favorezca el uso del transporte público, la bicicleta y el peatón como alternativas más sostenibles al coche privado.

En conclusión, la ZBE de Alicante es una iniciativa que busca proteger el medio ambiente y la calidad del aire mediante la restricción del tráfico de los vehículos más contaminantes en dos zonas delimitadas dentro del casco urbano. Esta medida afecta a los conductores que no dispongan de etiqueta ambiental de la DGT o que no pertenezcan a alguno de los colectivos exentos. La ZBE entrará en vigor el 1 de enero de 2023, pero tendrá un periodo transitorio hasta el 1 de enero de 2025. La ZBE estará señalizada con carteles y cámaras que controlarán el acceso y la circulación. El incumplimiento de las restricciones podrá acarrear multas. La ZBE se enmarca dentro de la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, que obliga a los municipios españoles de más de 50.000 habitantes a crear zonas de bajas emisiones para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y mejorar la salud pública.


Para que estas medidas no te repercutan, no dudes en adquirir un vehículo eléctrico o con alguna etiqueta medioambiental, en todorenting.es podemos ayudarte a disfrutar de tu ciudad e ir a trabajar sin tener que realizar una gran inversión al cambiarte de vehículo para respetar estas normativas.

Post relacionados

Taller Suzuki
TALLERES OFICIALES DE SUZUKI
Suzuki es una marca de automóviles japonesa conocida en todo […] Leer más
Taller Smart
TALLERES OFICIALES DE SMART
Los talleres oficiales de Smart en España son una red […] Leer más
Todo lo que debes saber para cambiar un vehículo de nombre
A continuación, aclararemos todas las dudas que pueden surgir cuando […] Leer más